9 Hierbas Aromáticas para Cultivar en Casa y Usar en Nuestra Cocina

La cultura de las hierbas aromáticas para cultivar en casa ha pasado de generación en generación, y cada familia tiene sus propias recetas. Estuvieran en el campo o en la ciudad siempre los abuelos tenían dos o tres tipos cultivadas en pequeñas macetas para tenerlas siempre frescas. Las hierbas aromáticas forman parte de nuestra herencia culinaria, incluso por la combinación de ellas podemos reconocer un país, como: Italia usando orégano y albahaca para sus salsas, el Mediterráneo con con romero y tomillo o España con el perejil y el azafrán.

No necesitas ser un experto en jardinería para cultivar tus propias hierbas aromáticas en casa. La mayoría de estas plantas usadas en la cocina son muy sencillas de cuidar. La albahaca, el cilantro, la menta o el perejil no necesitan cuidados específicos para crecer y mantenerse sanas. Debes conocer tres puntos importantes de las hierbas aromáticas para cultivar casa:

  • ¿Son de sol o de sombra?
  • ¿Cuánto debo regarlas?
  • ¿Climas cálidos o templados?

No todas las hierbas aromáticas tienen las mismas necesidades de sol, de agua y el clima. Por lo que puedes cultivar las que mejor se adapten a tu tiempo y al espacio físico donde las tendrás. Muchos se preocupan por el espacio, o la altura de estas, pero esto es lo de menos. Porque casi todas puedes tenerlas en macetas y estarán cómodas. Además, las plantas aromáticas y culinarias no solo las podrás usar en la cocina, sino que también como medicina natural. Porque todas ellas tienen propiedades medicinales que ayudan a aliviar dolencias y malestares.

Beneficios de Cultivar Plantas Aromáticas en Casa

Suele parecer que las hierbas aromáticas para cultivar en casa son un poco complicadas para cuidarlas, pero esto no es así, ellas tienen muchos beneficios y ventajas:

Una casa con un aroma fresco. Tus días en casa serán más relajantes, porque estas hierbas con sus aromas inundarán tu hogar. Bastará tan solo regarlas para disfrutar con la fusión de olores que producen, la frescura de menta con la albahaca y anisado del eneldo.

Vistas elegantes. La forma y textura de las hierbas aromáticas son particularmente elegantes y, si las colocas en macetas interesantes serán una bonita decoración. La manzanilla y sus flores darán un toque muy dulce, el eneldo y su altura lucirá muy refinado.

Pequeñas y bonitas. Por lo general las hierbas aromáticas para cultivar en casa, no son grandes, así que son perfectas para tenerlas en casas con poco espacio. Puedes ubicarlas juntas en macetas ya sea en una ventana o en la terraza y lucirán muy bonitas.

Muy fáciles de cultivar. Las plantas aromáticas son ideales para aprender jardinería, porque son muy fáciles de cultivar y cuidar, además no requieren de tantos recursos

Son repelentes naturales. Son las aliadas perfectas para el resto de plantas, así como para ti. Porque su olor que para nosotros es agradable, ayuda a repeler las plagas tanto para otras hierbas como los mosquitos y moscas.

Hierbas frescas para cocinar. Cultivas hierbas aromáticas para cocinar te da la ventaja de tenerlos siempre, así como también el poder desarrollar tus propios sabores personales.

El sabor de las hierbas aromáticas cultivadas en casa es muy diferente las compradas en el supermercado. Además, son más saludable porque podemos estar seguras de que no contiene ningún químico.

Mejoran la salud general. Estudios publicados en Preventive Medicine Reports señalan que la jardinería podría ayudar a reducir la ansiedad, la depresión y el índice de masa corporal (IMC). Así como mejorar la calidad de vida y dar una sensación de satisfacción personal.
Tomarte un tiempo y dedicárselo a tus hierbas aromáticas te ayudará a relajarte y despejarte del estrés.

Cultivar Aromáticas en Casa

Recetas con Hierbas Aromáticas para Cultivar en Casa

La lista de hierbas aromáticas para cultivar en casa es un poco larga, y a veces no conocemos una receta donde podamos utilizarlas como ingredientes. Por ello hemos hecho esta guía para que escojas tus favoritas.

Albahaca

Aunque casi podemos afirmar que es italiana, esta hierba aromática proviene de África central. Cultivarla es muy fácil, solo necesita un lugar cálido con mucha luz solar y suficiente agua para crecer. Puedes tenerla en una maceta justo al lado de la ventana, y al regarla podrás percibir su exquisito aroma. Por lo general se utiliza fresca en los platos italianos, sin embargo, hay algunos lugares donde la secan y usan para tomarla como infusión por sus propiedades medicinales.

Una de las recetas más famosas con esta hierba es la salsa pesto y prepárala es muy fácil solo necesitas:

Ingredientes
  • Hojas de albahaca
  • Perejil.
  • Aceite de oliva
  • Piñones también puedes remplazarlos por Maní
  • Queso seco, del tipo Parmesano
  • Ajo
  • Sal al gusto
Preparación

Primero coloca los piñones o los cacahuetes junto con el queso parmesano rallado en el vaso de la licuadora. Luego pela y pica 1 diente de ajo y añádelo también.

Pica las hojas de albahaca quitándole la hebra central e incorpóralas a la mezcla. Por último, agrega el aceite de oliva, una pizca de sal y tritura todo bien con la licuadora.

Está salsa es muy al gusto, puedes triturar hasta que quede sin trocitos de los piñones o dejarla con algunos tropezones crujientes. Puedes servirla tanto como salsa para pasta, pizza o acompañarla con pan tostado.

Cilantro

El cilantro es una de las hierbas aromáticas para cultivar en casa, que refresca tanto por su aroma como por su sabor. Para cultivarla solo necesitas brindarle un espacio son algunas horas de sol y agua diariamente, y así crecerá saludable. Una maceta junto a una entrada de luz será el espacio perfecto para tenerlo en casa. Aunque es del mediterráneo el cilantro ha conquistado todas las cocinas del mundo, llegándose incluso a convertir en un infaltable como condimento. Desde España, Venezuela e incluso en Japón.

Una receta donde esta aromática es protagonista es el arroz verde con cilantro, preparado en muchos países de América, ideal para acompañar carnes blancas:

Ingredientes
  • 1 taza arroz
  • 1 cubito de caldo de pollo
  • Cebolla
  • 1 diente ajo
  • 2 cucharadas mantequilla
  • 2 y 1/4 taza de agua
  • 1 buen manojo de cilantro fresco
Preparación

En un caldero derrite la mantequilla luego sofríe en ella la cebolla hasta que dore, luego coloca el ajo picado, cuidando que no se queme.
Cuando el ajo tome un color dorado, retíralo junto a la cebolla y lo colocas en la licuadora.

En el mismo caldero con la mantequilla agregamos el arroz a fuego alto para que dore un poco. A los ingredientes en la licuadora le agregas, el cilantro, el cubito de pollo, la sal, 1/4 de taza de agua y licuas todo.
Esta mezcla la agregas al arroz, junto a 2 tazas de agua y tapas.

Cuando el agua empiece a hervir, baja el fuego y deja a que se seque.
Mueve con un tenedor de las orillas cuando vaya secando el arroz, hazlo con movimientos hacia adentro para que el cilantro se incorpore muy bien. Apaga, deja tapado 10 minutos y ya estará listo para servir. Este arroz es un buen acompañante para pollo a la plancha o pollo horneado.

Eneldo

El sabor dulce y anisado del eneldo es herencia de los egipcios, romanos y griegos, un gusto que combina muy bien con el pescado. Cultivar esta hierba aromática en casa es muy sencillo, dale un espacio soleado con agua unas cuantas veces a la semana, crecerá feliz. El eneldo es una planta que puedes tener en una maceta ya sea en tu terraza o en una ventana soleada y estará bien.

Planta Culinaria: Eneldo

Esta hierba aromática tiene un sabor bastante fuerte así que se utiliza en muy pocas cantidades para no desagradar el paladar.
La mejor combinación de esta hierba aromática culinaria es siempre pescado, por lo que nace esta receta de Atún en salsa de mostaza y eneldo.

Ingredientes
  • Zumo de limón recién exprimido
  • Eneldo fresco
  • Mostaza
  • Miel
  • Aceite de oliva virgen
  • Sal y pimienta negra al gusto
  • Atún fresco
Preparación

Esta receta es muy sencilla, pero deliciosa, lo primero es prepara la salsa. En un sartén a fuego bajo mezcla todos los ingredientes de la salsa, deja que se cocine por unos dos minutos y apaga.

En otra sartén cocina el atún con sal al gusto en la plancha. Debes tener cuidado de no cocinarlo demasiado tiempo para que no quede seco, sino jugoso en el interior.

Una vez listo el atún sírvelo en un plato y colócale la salsa encima. Ya tendrás un rico almuerzo con el eneldo brillando.

Menta

La menta tiene sabor agradable que pica y refresca al mismo tiempo, y en la cocina es muy versátil, desde postres hasta en platos fuertes va bien. Como planta aromática para cultivar en casa es muy fácil, solo necesita llevar algunas horas de sol y mantenerse húmeda, así se mantendrá muy bien. Para esta aromática es ideal para tenerla en maceta, esta llenará todo el espacio y le dará a tu casa un delicioso olor.

La menta también es medicinal, y combina excelente con el limón. Ya sea en una bebida fría para el verano como una infusión después de una comida pesada. Esta es una infusión muy versátil que puedes hacerla fría o caliente:

Ingredientes
  • 2 cdas. de miel
  • 10 hojas de menta
  • El jugo de 1 limón
  • Agua
Preparación

Vierte el agua en una olla y coloca en el fuego, cuando ya este hirviendo agrega las hojas de menta, apaga y deja reposar de 3 a 5 minutos.

Luego agrega el jugo de limón y mézclalo para que se integre bien.
Por último, agrega la miel. Y sirve a tu gusto.

Perejil

Esta es otra de las hierbas aromáticas para cultivar en casa que ha conquistado todas las cocinas del mundo y complementa muy bien las salsas. Para tenerla dale un espacio un poco soleado y agua diariamente, así tendrás siempre perejil para cocinar. El perejil al igual que el cilantro lo puedes tener en una maceta y crecerá muy bien.

Hierbas aromáticas para cocina
El perejil es una de las hierbas aromáticas para cultivar en casa muy fáciles de mantener

Esta aromática además de aportar sabor a la comida también es muy buena para la salud, cuando el perejil está fresco aporta una buena cantidad de vitamina C. Para empezar el día con un buen consumo de vitaminas y nutrientes nada como una tortilla de huevos y perejil.

Ingredientes
  • Perejil fresco, ½ manojo
  • Huevos, 2 grandes o 3 pequeños
  • Ajo, 1 diente
  • Pan tostado
  • Sal al gusto
  • Aceite de oliva virgen extra, para engrasar la sartén
Preparación

Esta receta es parecida a una tortilla francesa. Lo primero es desmenuzar el pan tostado y colocarlo en un bol. Luego añade los huevos, una pizca de sal, el diente de ajo muy finamente picado y el perejil picado.

Se bate muy bien, y se deja reposar 1 minuto para que el pan tostado se hidrate un poco. Engrasa el sartén con un poquito de aceite de oliva y precalienta a fuego medio. Cuando ya este caliente agrega la mezcla y espera a que el huevo se empiece a cuajar por los bordes.

Con una espátula puedes ir doblando poco a poco los bordes, luego deja que cocine por unos 2 a 3 minutos más o hasta que lleguen al punto de tu gusto. Puedes acompañar esta tortilla con algunos tomates Cherry y tu taza de café.

Romero

Esta hierba aromática es una favorita de la Península Ibérica para adobar carnes, asados y condimentar guisos. Tenerla en casa es muy fácil, solo dale en un espacio cálido y soleado y un poco de agua, y tendrás siempre romero para tus recetas. Aunque es un poco alto el romero puede estar muy cómodo en una maceta, además que se verá muy elegante.

El remero fresco da un sabor bastante intenso a los platillos, pero también muy fresco. Una receta fácil, rápida y que te llevara a las costas del mediterráneo es el pollo al romero.

Ingredientes
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharada romero fresco limpio y picado
  • 2 cucharadas jugo de limón
  • 2 piezas milanesa de pollo
  • Aceite de oliva
  • 2 cucharadas salsa inglesa
  • 1/4 taza jugo de manzana
  • Sal al gusto
Preparación

Pica el ajo muy fino y mézclalo con el romero y el jugo de limón, luego toma las piezas de pollo y déjalo marinar en esta preparación por unos minutos.

Precalienta el sartén con un poco de aceite de oliva. Cuando ya este lo suficiente caliente sofríe el pollo junto con la salsa inglesa. Luego tápalo por unos 10 minutos y deja cocinar a fuego medio.

Pasado el tiempo, añade al sartén el jugo de manzana y espera a que el pollo lo absorba. Si es de tu gusto puedes dejar un poco de salsa. Retira del fuego y ya está listo para servir, puedes acompañarlo con unas patatas al vapor.

Tomillo

El tomillo es una de las plantas que conforman las hierbas provenzales, su sabor es muy equilibrado entre dulce y amargo. Cultivarlo en casa es muy fácil, solo tienes que darle un espacio cálido con buena luz solar y darle agua una vez por semana. El tomillo se da muy bien en maceta, puedes colocarlo junto a una ventana soleada y crecerá muy cómodo.

Esta hierba aromática es muy versátil y puedes usarla en carnes y aves hasta verduras y guisos. Esta receta de patatas al tomillo es una excelente opción como guarnición para tus comidas.

Ingredientes
  • 4 patatas peladas y cortadas en rebanadas
  • Sazonador de tu gusto
  • 2 cucharadas de Aceite de oliva
  • Sal al gusto
  • cebolla en polvo
  • 1/2 Barra de Mantequilla a temperatura ambiente (45 g)
  • 1 cucharada de Tomillo seco
  • 1 cucharada de Jugo de limón
Preparación

Mezcla las patatas con el sazonador, y en una sartén con un poquito aceite de oliva, fríe las patatas a fuego medio hasta que tomen un color dorado por ambas partes.

Mezcla la sal, la cebolla, la mantequilla y el tomillo y agrégaselo a las patatas. Acomoda las patatas en una fuente de microondas y calienta en el microondas durante 8 minutos en intervalos de 2 minutos cada uno. Cocínalas hasta que estén suaves.
Luego agrega el jugo de limón y calienta por 3 minutos más. Retira con cuidado del microondas y sirve.

Otra manera de servirlas es junto con queso tipo manchego rallado

Orégano

Si por algo reconocemos la cocina italiana es por el uso del orégano en sus recetas, es el sabor que hace la diferencia. Tener esta aromática fresca en casa es muy fácil, para que crezca saludable dale un espacio soleado, cálido y un poco de agua a la semana. El orégano es como un pequeño arbusto, pero puede crecer cómodo en una maceta.

El sabor del orégano va bien con todas las recetas italianas, desde las pizzas hasta las lasañas. Incluso con el queso tipo mozzarella. Esta es una receta de salsa italiana donde el orégano es el ingrediente que le da sabor.

Ingredientes
  • Espaguetis
  • Tomates rojos duros – 500 gramos
  • 1 diente ajo
  • 1 cucharadita de orégano
  • Perejil al gusto
  • Aceite de oliva
  • Sal al gusto
  • Pimienta negra molida al gusto.
Preparación

Primero prepara la pasta, esta debe quedar al dente. Cuando los escurras le colocas un poco de aceite.

Luego lava los tomates, lo cortas a la mitad y los trituras hasta que no queden pepitas. Reserva el tomate en una sartén. Toma el ajo y lo cortas muy fino y añades a la sartén. Pica el perejil y lo añades junto con el orégano a la sartén. Deja que todo se sofreía a fuego lento por unos minutos.

Después añade el aceite removiéndolo poco a poco hasta integrarlo junto al resto de los ingredientes. Por último, salpimienta la salsa al gusto. Emplatamos los espaguetis y añadimos al gusto la salsa.

Cebollino

Usado antiguamente para espantar a los malos espíritus, el cebollino es otra de esas hierbas aromáticas para cultivar en casa que le da un sabor muy fresco a los platos. Cultivar esta aromática en casa es muy fácil provéele un lugar soleado y agua frecuente y crecerá saludable. El cebollino es una hierba que no solo es usada como culinaria sino también como ornamental por sus flores. Por lo que puedes tenerla en maceta sin problema.

El cebollino es una hierba aromática que va muy bien con el queso crema y la crema agria porque le aporta un sabor fresco y suave. Esta es una receta donde resalta el sabor del cebollino y que puedes usar para acompañar con algunas tapas.

Ingredientes
  • 1 taza de mayonesa ligera
  • 1 taza de crema agria espesa
  • 1/4 tazas de queso parmesano, rallado
  • 3 cebollinos, picados finamente
Preparación

En un bol coloca todos los ingredientes la mayonesa, crema agria, queso parmesano y el cebollino, luego mézclalos hasta que todos se integren.

Una vez lista llévala a la nevera por 1 hora.

Puedes servir esta salsa con verduras como zanahorias, pepino y brócoli. Incluso combina bien con patatas fritas.

Recomendaciones Finales

No es necesario que tengas todas las hierbas aromáticas para cultivar en casa, puedes seleccionar dos o tres que más te gusten y tenerlas en macetas. Si optas por tenerlas todas en un mismo espacio, una buena combinación es orégano, albahaca y romero, o cilantro, cebollino y tomillo.

Las aromáticas para cultivar en casa cambian por completo la experiencia de estar en la cocina. Te hacen desarrollar tus propias combinaciones y sabores en los platillos que sirves.

Publicaciones Similares

0 0 votos
Valoración del Artículo
Suscríbete
Notificar a
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios